Entrevista con Papeles: “Hagamos lo que nos hace bien, felices, libres”

Papeles, los oriundos de Centenario, nos presentan su tercer disco: “El lado invisible de cualquier objeto”. Donde nos contaron cómo fue encarar esta nueva etapa de la banda y cómo se encuentran hoy en día desde lo musical.

 


¿Qué fue lo que los hizo cambiar el sonido en comparación a los dos discos anteriores? Se nota que metieron más sintetizadores, más sonido electrónico.

Gastón: Yo creo que fue una cuestion de nosotros mismos, no nos gusta quedarnos en una especie de estilo, por así decirlo. Siempre tratamos de ir mutando. Fue producto de que nos encontramos los tres, con ganas de sacar un disco, componer nuevas canciones y Blas fue comprando los sinte, las cajas de ritmo, un par de pedales y mutó. Fue algo natural, simplemente fue crear por lo que a nosotros nos estaba pasando en ese momento, por las bandas que íbamos escuchando. En la incorporación de nuevos juguetes a la banda, que somos nosotros tres ahora y las influencias que siempre van cambiando.

Blas: Primero llegaron esas cositas nuevas que escuchás vos. Surgió así, re natural, acá en la sala jugando. Ahora en los en vivos hacemos un beat-set. Es la mejor manera de crear canciones, de que llegue solo y no pensar “tengo que hacer algo diferente”.

G: Nos sentíamos muy libres con respecto a la composición. Al ser primerizos, uno piensa “esto está bueno, pero no sé si va a gustar”, y acá dijimos “a la mierda, hagamos lo que nos hace bien, felices, libres” un poco de eso hay en este disco.


El disco tiene siete temas; en cantidad, menor a los anteriores dos…

B: Vimos que entre el primer disco y el segundo, hubieron dos años de diferencia y fue “¿Por qué no empezamos a cambiar la dinámica?”, en vez de sacar uno cada dos o tres años, hacemos mini discos de tres o cuatro canciones y las publicamos en menos tiempo. Entre un tema y otro, ya no podíamos llamarlo “mini disco”, ya era un disco entero.


Son siete temas, pero hay uno que dura más de siete minutos.

B: Fueron 7 canciones, pero al ver la duración, ahí lo tomamos como más firme.

G: Siempre nos ha costado dejar afuera canciones, tampoco somos una banda que hace cincuenta temas por disco y utilizan solamente diez. Nunca fuimos por ese lado, lo que salió siempre nos gustó, en este disco quedaron una o dos composiciones que nunca avanzaron tanto para ser incluidas.

B: Nos pasó con los tres discos, la única vez que quedo una afuera fue en el segundo y que está ahora en este, re contra cambiado.


Ustedes no son una banda que tenga lados B…

B: Hacemos reversiones, en la parte beat-set, es como un “Lado B” de la banda, es más electrónico, más bailable, mas descontracturado. Es mucha improvisación y nada de batería. Lado que cada vez está más presente en la banda, cosa que nos encantó. En abril que vamos a Buenos Aires, vamos a hacer lo mismo porque nos encantó.

G: Capaz si lo hacíamos antes, con un disco anterior, no iba a cuadrar mucho.


Ya adelantaron que tienen fecha en Buenos Aires, ¿comparten escenario con alguna otra banda?

B: Sí, el 21 de abril vamos a estar en Ultra Bar en Capital. Tocamos con Rey Mapache, que son de Villa La Angostura, y Elixir.

G: Con Rey Mapache coincide la salida de su disco, que es algo positivo para Neuquén.

B: Nosotros lo sacamos mañana -refiriéndose al 19 de marzo- y ellos el Miércoles.


Hablando del formato, sus últimos dos discos salieron en CD y en esta ocasión apostaron a subirlo en todas las plataformas…

B: El físico es algo que nos encanta, no es que no lo hacemos porque ya no nos gusta. Si no es que no nos da el bolsillo. Decidimos apostar a la parte online, repartiéndolo por todos lados.

G: Tenemos muchas ganas de apostarle por otro lado, obviamente los números se van. Tenemos ganas de realizar un videoclip, una buena sesión en vivo. Esa es la parte que queremos priorizar.

B: Es también tomar las herramientas que nos brinda ahora la industria, siempre se están viendo cosas nuevas. Hay muchas herramientas que al momento de sacar el primer disco no estaban y ahora sí.


¿Fecha de presentación del disco?

B: Por ahora no tenemos más que la fecha en Buenos Aires, tenemos ganas de presentarlo pero primero que fluya más por la gente. También se está viendo lugares, algunos cerraron, otros se encuentran inactivos, eso nos costó mucho en las últimas fechas. Se acotaron un poco los lugares para poder trabajar.


Eso no es solamente acá en Neuquén, si no en toda la zona…

B: Hay que ir acomodándose a lo que se encuentra disponible, pero por ahora no tenemos fecha.

G: Nosotros el disco lo empezamos a grabar en julio del año pasado en Mendoza, en el estudio de Lucca Beguerie, batero de los Usted Señalemelo y desde ahí hasta fines de febrero se trabajó en el disco.
Nosotros pensamos que iba a estar antes, pero teniendo en cuenta que los Usted se fueron para arriba tocando por todos lados y que teníamos que cerrar algunas cosas más, todo se dio a que salga mañana (19 de marzo).
A medida que va pasando el tiempo uno va perdiendo un poco la sensación de “sale el disco nuevo”. Uno que lo está viviendo y haciendo, como que se va deteriorando. Hasta que renace todo con esto: “Ya está, se está subiendo”.


Además que es un disco totalmente 
auto-gestionado y son ustedes sus propios productores, no hay un tercero en el disco.

B: En los otros dos estaba lleno de gente. En esta ocasión somos nosotros tres y la persona que nos graba. Todo fue una decisión nuestra en todo los sentidos.
Aprendimos un montón de todas las personas que nos rodearon en los discos anteriores, lo haríamos de nuevo, aprendimos tanto que dijimos “Bueno, vamos a hacer todo nosotros”. De todo esto salió este disco, que es con el que más conforme estamos.


En el vivo, ¿los temas anteriores se van a adaptar a esta nueva etapa de la banda o se mantienen como siempre?

B: Dependen los temas, solemos ir medianamente como fue grabado. Se acomodan algunas cosas pero no es un cambio súper radical.

G: La última vez optamos de hacer “El Científico” en el beat-set, que es más bailable. Tienden a cambiar pero siempre manteniendo la esencia que tiene la canción. Nunca tratamos de llevarla a un estilo distinto.


La banda tuvo un gran crecimiento desde el ultimo disco hasta ahora, ¿cómo lo viven?

G: No sé si la palabra es crecimiento, sino un cambio, que estamos muy contentos que haya pasado. Nos vemos ahora ahora y nos agrada. Estamos en un lugar que nos sacó de otra posición más seria.

B: Más pendiendo de lo de afuera, como muy pensativos.

G: Ahora es más fluido.

B: Hubo un click adentro que nos hizo cambiar, dejar de pensar tanto y a escribir más con lo teníamos ganas.

G: La escena se esta moviendo así ahora, desde mi parecer. Hay bandas re copadas que aparecen, lanzan un disco y están tocando en grandes lugares. Eso esta buenísimo.


Salieron de la zona de confort que tenían desde hace un tiempo…

G: En la música eso está bueno, que no sea algo frío, que no sea algo “compongo para sacar un disco”, se compone porque te estás sintiendo así en este momento. El disco es una necesidad de mostrarse, no digo que no, pero también confluyen un montón de factores: amigos, salidas, experiencias. Todo eso es lo que hoy es Papeles, una ensalada de cosas.

B: La nueva forma de ver la música es más amplia, no es solamente “hagamos música porque somos músicos”. Hagamos lo que queramos en todos los sentidos artísticos. Y eso es lo que se escucha en este disco, la frescura que tiene.


Uno no se puede quedar estancado en el sonido del primer disco, aunque hay bandas que suenan igual siempre y mueven mucha gente, o las tributo…

G: Creo que están apareciendo más ahora, veníamos con una ola de bandas que eran refritos. La pega una banda y hay 20 atrás parecidas. Es parte del proceso también. Admiro mucho la movida que se armó en Mendoza, la amplitud de llegar a nivel país, me atrevo a decir Latinoamericano. Es un ejemplo a seguir, que acá en Neuquén estaría re bueno que pasara. Cada artista está poniendo un poco de sí para que pase algo parecido en la zona. ¿Vos cómo lo ves de tu lado?

En lo que sería Neuquén y ciudades aledañas, cada año hay menos lugares para tocar, creo que eso afecta mucho a las bandas locales. Hay muy buenas propuestas musicales, pero no acompaña la zona.

G: Sigue pasando, por eso no hay que parar. Que hayan cada vez menos lugares es una presión en contra para los músicos. Teniendo ciudades tan cerca como Cipolletti, Centenario, Cinco Saltos, unos kilómetros más Roca (Fiske Menuco). No tengamos un transporte nocturno, es algo que “te corta las piernas”. Eso complica mucho para poder disfrutar un recital sabiendo que podés volver a tu ciudad.
También es una gran barrera que tenemos en la zona, no todos cuentan con transporte propio y tener que recorrerte 3 ciudades para ver una banda… Lo hacés una o dos veces, cuesta mucho llegar. Saber que salís de tu casa y podés volver.

B: Además son ciudades que están una al lado de la otra. Es un gran mal que hay en la zona.

 

Por: Pablo Méndez

 

Comentarios