Diatriba @ Kirie Music Club | 01.04.17

Diatriba y Kirie:
Una combinación que cierra por todos lados

A más de dos años de la presentación de su primer disco, “Estado Alfa, los Diatriba arribaron a Kirie Music de San Telmo el sábado pasado, para reeditar el show que dio la bienvenida a su primer trabajo discográfico en ese mismo lugar allá por Noviembre de 2014. Con una lista extensa, invitados, covers, y una recepción con entradas agotadas, el conjunto liderado por Sebastián de Liébana, dio una cátedra musical para todos los presentes, y dejó  entrever algunos temas nuevos que serán parte de su próximo material.

Está claro que cuando las cosas se hacen con amor y mucho esfuerzo, los resultados llegan cuando uno menos lo espera. Un ejemplo de esto, sin dudas es Diatriba, que con más de ocho años de carrera como banda y múltiples cambios en su formación, en la actualidad se encuentra ubicada como una de las bandas “emergentes” más prometedoras de la actualidad. La presentación de “Estado Alfa” (su primer disco) en Kirie, en Noviembre de 2014, fue el puntapié inicial para que este conjunto de CABA empiece a pisar fuerte en el ambiente y a sonar en los oídos de propios y extraños.

Con una gira que incluyó una gran lista de lugares reconocidos de Capital Federal y Gran Buenos Aires, con grabación de DVD en vivo desde The Roxy, Diatriba arribó a Kirie nuevamente, pero en este caso, para darle un fin casi definitivo a la maratónica gira del disco, y con intenciones también de presentar nuevo material.

Pasadas las 21:30, la concurrencia en el local ubicado en la localidad de San Telmo, ya era muy abundante. Los seguidores, y amigos de la banda se agolparon en las inmediaciones de Kirie desde temprano buscando el mejor lugar para acompañar a su banda en éste show tan importante.

Minutos después de las 22:30, lentamente Diatriba se fue acercando al escenario. Bajo una oscuridad, apenas aparejada por luces azules, comenzó a sonar la intro, focalizándose la misma en el inicio en una serie de bases y fraseos a cargo del baterista Martín de Liébana. Los demás músicos se fueron sumando de a poco para darle cuerpo y sentido al inicio del show, y mediante los primeros aplausos, comenzó la función.

Como una de las ideas principales planeadas para ese momento, era cerrar la gira de “Estado Alfa”, la performance de la banda del oeste se inició con mayoría de temas del disco. Fue así que el primero en sonar fue “Sobre el mar”, seguido sin mediar palabras por “Basta” y “Poco es todo”. Recién a partir de la cuarta canción, el cuarteto salió del molde para empezar a dar pistas sobre las nuevas composiciones. Otra vez con Martín como iniciador, Diatriba le dio la bienvenida al primer inédito de la noche: “Pájaro en Silencio”, que fue recibido con vítores y aplausos por parte del público. “La vida se trata de etapas. Acá venimos a cerrar una etapa, a empezar una nueva y a presentar lo nuevo”, explicó el bajista Ezequiel Bageneta, uno de los miembros más nuevos de la banda, y con éstas palabras y un trago de un sospechoso “té” que estaba en el escenario, dio lugar a que siga la fiesta.

Un par de temas más, y llegó el cierre del primer set, que tuvo como invitado a Matías Varde (saxo, de “Al vacío trío”) y que estuvo a cargo de “Esclavo”, tema en el cual las voces e instrumentos de los Diatriba, se unieron en un coro único con las gargantas enfurecidas de los fanáticos para cantar el tema y especialmente la frase final del estribillo: “… si soy un esclavo, y prefiero quedarme varado en este lugar… y no salir jamás”. Con la promesa de volver enseguida, los músicos desaparecieron lentamente del escenario ante la mirada atónita de los presentes.

Tras aproximadamente 5 minutos de espera, el telón de Kirie volvió a abrirse, pero no fueron los Diatriba los que aparecieron detrás de él. Quienes pisaron el escenario fueron los Ruido, un trío amigo de la banda principal, conformado por Juan Pablo Masquef en guitarra y voz,  Sergio Camino en bajo y Pablo Aragona en batería.

Interpretando dos temas de su primer disco, “Darte”, el trío se dio el lujo de participar en la fiesta de Diatriba, y en el final el bajista, Sergio, agradeció a los del oeste por la invitación y al baterista invitado de la ocasión, que fue ni mas ni menos que Julián Baranchuk de Salta La Banca, quien los auxilió ante la ausencia forzada de su batero original.

Prólogos mediante, el escenario se oscureció y solo el guitarrista y voz principal de la banda, Sebastián de Liébana, se hizo presente con su guitarra. Una excelente versión acústica de “Spaghetti del rock”, de Divididos, fue el puntapié inicial para el momento más emotivo de la jornada. Aún solo y con su instrumento en mano, Sebastián interpretó “Fuerza”, una canción que habla justamente de eso, de estar fortalecido en los peores momentos. Cargada de muchísima emoción, la canción y la excelente demostración de talento y pasión del frontman, arrancaron lágrimas en varios de los integrantes del público y una serie de furiosos aplausos y gritos al finalizar la canción.

Como para que la movida emotiva siguiera su rumbo, llegó el segundo cover de la noche. “Esto es para Gustavo (Cerati) que está más vivo que nunca”, fue la presentación indicada para la interpretación de Vivo”, junto a Guillermo Heredia, un amigo de la banda,  en segunda guitarra.

La intro psicodélica de “Espejos”, dio lugar a otro de los temas nuevos de la noche. Con un ritmo pegadizo y la particular potencia que conlleva Diatriba, la energía del lugar volvió a subir, y todos los presentes terminaron repitiendo la frase madre de la canción que rezaba: “Y ahora quiero ser yo!”. Iba a haber lugar par dos temas inéditos más: “Magnetismos” (con la participación en éste caso conjunta de Matías y Guillermo) y “Aire sereno”. El poder de ésta última canción generó muchas muestras de aprobación en el público, y un gran festejo por parte de Ezequiel, quien en la previa había anunciado: “Este tema a mi nunca me salió”. También hubo un par de temas más de “Estado Alfa”, antes de que llegaran los bises, y un cover bastante sorpresivo del último material corto de estudio de los Foo Figthers: “Saint Cecilia”, nombre que también lleva dicho EP.

Con poco tiempo para seguir, y toda la artillería que ya habían descargado, los Diatriba redoblaron la apuesta en la etapa final con “Malas Noticias”, primer corte de “Estado Alfa”, y el tema mas aclamado por la gente, que no paró de cantar y saltar desde el principio hasta el final de la canción.

“El que adivina el próximo tema, se gana una entrada para nuestro primer River…” vaticinó entre risas Bageneta, y tras una larga introducción, y otra vez con los dos invitados, la noche explotó por completo cuando Sebastián comenzó a cantar las primeras estrofas de “Viejos Vinagres” de Sumo. No conformes con ésto, el final también fue a todo trapo gracias a la inclusión en la lista dl Mash – up conformado por “Rimbaud” y un fragmento de “Post crucifixión” de Pescado Rabioso. Un final que fue prácticamente soñado desde donde se lo mire.

Bañados en una extensa y alborotada ovación, Diatriba se despidió de su gente con mucha alegría y la satisfacción de despedir la gira del primer disco de una manera magistral, con el agregado de haber podido mostrar algo de lo que vendrá en el correr del año.

Por lo pronto, se habla de probables fechas a futuro (el Sábado 8/4, en Piluso Bar de Chivilcoy, junto a Arrayán, y el Viernes 21/4, en Temperley junto a La Tapera) para que el material nuevo siga dándose a conocer. Aunque está claro que para el próximo disco, no es una locura vaticinar que el cuarteto vuelva a Kirie a presentarlo. Ya es un amor sin vuelta atrás…

 

Crónica: Ale Jerez
Fotos: Javier Abbas

Comentarios