Cultura Frita @ Kobee, Paraná | 19.05.17

Cultura Frita transformó la fría noche del viernes en un infierno encantador. La banda, tributo a Patricio Rey Y Sus Redonditos De Ricota, se presentó en el boliche Kobee de la ciudad de Paraná, el pasado 19 de mayo.

A pesar del frente frío que azotó por esos días la zona, un buen marco de espectadores llegó hasta el puerto de la capital entrerriana para disfrutar de una noche ricotera.

Cultura Frita viene sumando escenarios en este 2017. Tras la incorporación de Jonathan Gauna en voz, la agrupación compuesta por Julian Busano y  Juan Permayú en guitarras; Carlos Gianelli en bajo, Nicolás Sosa en saxo y Oscar Moyano en batería,  apostó a trabajar el tributo como un proyecto serio. La aceptación y el acompañamiento que tiene por parte del público local es más que claro.

Pasadas las 23, la banda subió al escenario para deleitar a los presentes con un show de casi dos horas. Tras un inicio un poco accidentado con el sonido, los paranaenses se fueron acomodando y alzando la calidad de la función. Durante el desarrollo del espectáculo, se sumaron como invitados diferentes músicos locales.

En un repertorio que no podía dejar de lado los infaltables clásicos de Los Redondos, se pudieron apreciar en la primera media hora temas como “Todo Un Palo”, “Vencedores Vencidos” y “El Pibe De Los Astilleros”.

Frente al escenario, y entre las mesas dispuestas en el medio del local bailable, el público se preparaba para disfrutar del pogo en cada canción. Ahí, donde el frío no se sentía, el infierno estaba encantador.

Luego de una breve pausa, la banda volvió con un sonido más prolijo que aquel de la primera parte. “Vamos a hacer un cover de Los Palmeras”, bromeó el cantante al anunciar “La Bestia Pop”. A pesar de que el tema de Glup es de acordes más lentos, se podría apreciar a más de uno moverse al ritmo de la versión tropical.

Para el final, por supuesto, siempre queda lo mejor. “Motor Psico”, “Tarea Fina” y, como la tradición manda, “Jijiji”. Después del pogo más grande de la noche, el público aún estaba excéntrico, aún quería más, y entre saludos y agradecimientos, Cultura Frita se despidió definitivamente con “Ya Nadie Va A Escuchar Tu Remera”.

Crónica: Anahí Correa
Fotos: Florencia Martínez Misericordia

Comentarios